9 ene. 2009

Handi

Clavados por trabajo en el medio del estado de Rio Grande do Sul (Br) mi amigohermano Sebastian y yo pululábamos a diario en un pueblo de ascendencia casi completamente Italo-alemana, salvo por alguien que nos llamaba la atención. El dueño del bar donde parábamos casi a diario a tomar una cerveza para esperar que baje el un poco el sol. El hombre regordete, bigotón, vestido estrictamente con ropa deportiva (aunque sin físico de deportista), iba siempre impecable. Después de hacernos buenos clientes, ya en confianza, arriesgué su nacionalidad (como acostumbro a hacer cuando conozco a alguien), você é sirio né? dije en inmejorable portugues!
Não eu sou da Palestina, eu vim para aquí faz já vinte anos!! Má eu agora sou daquí lá, já no tein nenhum, dijo y encendió la mecha...
Le empezamos preguntar a fondo sobre como era que estaba allí en ese lugar tan extraño para un palestino y el hombre contó que cansado de los constantes ataques y vejaciones israelíes, decidió marchar lejos de su país y terminó ahí, en el sur de Brasil.
Dijo que a lo largo de los años pudo volver cuatro veces a su país y que cada vez lo encontró más pequeño y empobrecido, que cada vez encontró menos amigos y menos familiares, hasta que la última vez no encontró nada, ni a nadie. A poco de empezar la charla pensé, no siempre se tiene a un palestino en persona con ganas de hablar y de hacerlo en un idioma que soy capaz de entender. Creo que mi compañero pensó lo mismo, le preguntamos de todo, absolutamente de todo, opinión, historia, punto de vista sobre cosas que pasan a diario en su país, sobre la ocupación, y muchísimos etcéteras. Por supuesto le preguntamos sobre los ataques suicidas, y que hay de cierto sobre esto del meloneo que supuestamente le hacen a los que se inmolan para que justamente acepten volar en mil pedazos para poder llevarse algunos pocos enemigos consigo. La respuesta fue tan tajante como escalofriante, es mucho más fácil que eso, dijo; no es necesario ningún lavado de cerebro, ni ninguna religión, ni nada de eso, es gente que ya no tiene nada que perder porque ya perdió todo, vio morir a sus amigos, a sus hijos, vió destruida su casa y su barrio, perdió todo lo que tenía y no le queda ni siquiera el hombro de alguien para apoyarse a llorar. Igual que yo, solo que yo no tuve el coraje de hacerlo y me fuí.


Este video que encontré en internet el otro dia y me hizo recordar esta historia.
Video: http://www.youtube.com/watch?v=fRmafX-LZ7w&eurl




Ademas recomiendo el corto "Franja de Gaza - Agosto 2008"
Sinopsis: Aqui


Franja de Gaza _ Agosto 2008 from centrodemedios on Vimeo

No hay comentarios: